Pasar al contenido principal
x

Preocupación por armas de ciudadanos durante toque de queda en Cali

Compartir en:
Categoría
Prensa

 

 

Videos e imágenes difundidos enseñaron grupos de vecinos armados para cuidar viviendas y negocios.

toque de queda en Cali

Militares patrullaron durante la noche en Cali.
Foto: Santiago Saldarriaga / EL TIEMPO

Si bien es cierto que durante la tarde y la noche de este jueves Cali vivió una situación de terror por cuenta de actos vandálicos de personas que aprovecharon la soledad en las calles y la falta de fuerza pública por cuenta de la masiva movilización del paro nacional, hubo otro aspecto que alertó a la comunidad y a las autoridades de la ciudad.

Tras el anuncio del alcalde de la capital del Valle, Maurice Armitage, sobre el decreto del toque de queda por cuenta de varios intentos de saqueo en establecimientos comerciales, la noche en Cali fue para sus ciudadanos una verdadera pesadilla.

En varios puntos del sur y el oeste de la ciudad, la comunidad denunció que personas intentaban ingresar a conjuntos residenciales y de inmediato se generó toda una alerta en Cali que llevó a que grupos de familias decidieran defenderse ante la posibilidad de ser atacados por estos vándalos.

toque de queda en Cali

Decenas de estaciones y buses del MIO, sedes bancarias, paredes y mobiliarios, fueron vandalizados. La ciudad amaneció militarizada tras el toque de queda.
Foto: Juan Pablo Rueda Bustamante / El Tiempo

Muchas de estas personas compartieron imágenes y videos a través de redes sociales donde se veían a los grupos de vecinos armados, con armas de corto y largo alcance, decididos a tomar justicia por mano propia ante la falta de pie de fuerza en sus vecindarios.

El personero de Cali, Héctor Hugo Montoya, manifestó su preocupación ante estas imágenes e hizo un llamado a los caleños para que dejen el ejercicio de mantener el orden público en manos de las autoridades competentes.

“Nosotros desde acá hacemos un llamado a la comunidad –resaltó Montoya–; nos manifestamos en torno a que la preservación del orden público está en cabeza de las entidades territoriales, por lo tanto debemos de creer y confiar en que la fuerza pública es la única encargada a la conservación del orden público”.

El personero estableció que no es conveniente que las personas tomen justicia por propia mano, pues aunque son vías de hecho ante una situación de inminente peligro, pueden recaer en problemas de carácter penal.

“Esas situaciones y conductas deben ser calmadas poco a poco para que la comunidad entre en estado de confianza –indicó el personero–. Debemos creer en el Estado y no es conveniente que las personas en un ambiente así no es conveniente que estén armados porque pueden tomar reacciones malas. El nivel de tolerancia hoy no es muy alto y todo esto puede generar reacciones contrarias a las normales”.

toque de queda en Cali

El comerció cerró sus puertas luego de las falsas cadenas en redes sociales, donde hablaban de intentos de hurtos, pero que fueron descartados por las autoridades. 
Foto:Juan Pablo Rueda Bustamante / El Tiempo

En uno de los videos que circularon a través de redes sociales, se apreció que muchos ciudadanos tienen armas de largo alcance. En otras escenas que aún están siendo verificadas por las autoridades competentes, se vio cómo ciudadanos hacían disparos al aire para ahuyentar a los supuestos asaltantes que intentaban ingresar principalmente a apartamentos.

El abogado y exfiscal, Elmer Montaña, señala que este paralelo a los momentos de tensión que vivió Cali tras la jornada de paro nacional son un grave problema, pues eso evidencia que no hay un control efectivo sobre el porte de armas en la capital del Valle.

“Mi hijo me contaba que en el sur de la ciudad la mayoría de vecinos tenían hasta armas largas en las unidades haciendo tiros al aire –narró Montaña–. Aquí ha habido un problema gravísimo y es que tiene que ver con el hecho de que en la ciudad no hay un control efectivo al porte de armas”.

El abogado asegura que esto se debe a la falta de control que existe en Cali sobre los permisos, o la tenencia ilegal, para llevar armas y que todo parte desde los mismos sectores políticos.

“Siempre ha habido aquí un sector de derecha que se ha opuesto a las políticas de control de las autoridades bajo el argumento de armarlos a todos –denuncia Montaña–. Muchísimas personas se han ido armando de manera legal o ilegal y lo peor es que es gente que cree que tiene el derecho de llevar un arma”.

toque de queda en Cali

Autoridades trataron de cubrir las denuncias ciudadanas, pero muchos focos no pudieron ser atendidos. 
Foto: Santiago Saldarriaga. EL TIEMPO

Según el experto en seguridad, Hugo Acero, en Colombia existen cerca de 600.000 armas legales entregadas con salvoconducto, no obstante, se dice que por cada arma legal existen dos o tres ilegales.

“Según mis conocimientos –explica el experto–; en Colombia hay cerca de 2’400.000 armas, pero por lo menos existen políticas de restricción, y no podemos dejar escapar en este caso puntual que la gente no se armó por lo que pasó durante el paro, es gente que ya estaba armada, por lo que puede preocupar, pero esto demuestra una sensación general de percepción de inseguridad por parte de la gente”.

Acero asegura que la tenencia de armas en el país ha disminuido, no obstante, la comunidad en general prefiere armarse ante diferentes momentos y situaciones.

El panorama muestra que posiblemente los caleños que se encontraban armados durante la alerta de la noche de este jueves son parte de una sociedad que se siente insegura y buscó la forma de cuidar sus viviendas y negocios.

John Marulanda, consultor en seguridad pública, llamó la atención en el hecho de que ciudadanos hubieran intentado tomar la justicia por su propia mano.
“Es muy delicado –explica Marulanda–; e indica que la fuerza pública no está del todo presente en la ciudad”.

 

Fuente: https://www.eltiempo.com/colombia/cali/disturbios-durante-toque-de-queda-en-cali-tras-jornada-de-manifestacion-del-paro-nacional-436430